jueves, 12 de diciembre de 2013

"ROETEJAS"

(Fotografía de Manuel María Gutiérrez García, alias "Roetejas" - Foto de la colección familiar tomada por Cipriano Riancho)

*** 

(Manuel Gutiérrez García, más conocido como "Roetejas", fue un marinero que nació en Boria y vivió su infancia y primeros años de la juventud en San Vicente de la Barquera, trasladándose a la Argentina, en un intento de encontrar trabajo y mejorar las condiciones de vida de su familia. Volvió al cabo de los años con unos pequeños ahorros que le permitieron dedicarse a las dos pasiones de su vida: La pesca en la ría y la poesía.

Mis versos hoy son para él en un reconocimiento breve a su vida y obra poética y teatral, que gracias a mi padre, pudo ser rescatada, tras su fallecimiento, cuando iba a ser tirada a la basura.
Quizás, algún día, esa obra vea la luz y nosotros también podamos disfrutar y reír, como así lo hicieron nuestros mayores y quienes tuvieron la suerte de convivir con este autor tan peculiar)

***

En un rincón olvidado
de una costa marinera
vino al mundo una figura
con ambición de poeta.

Eran pobres sus ancestros,
de familia muy modesta,
con la madre en la cocina
y su padre en la trainera.

No había luces en las calles
que alumbraran las veredas,
ni caminos transitables
para carros y carretas.

Era un mundo ceniciento
y unos años de posguerra,
de aquel siglo diecinueve
con sus tintes de tragedia.

Y creció nuestro muchacho
entre el humo y la veleta,
de los sueños infantiles
compartidos en la escuela.

Avanzado el siglo veinte
se embarcó hacia las américas,
recalando en Argentina
con colchón y ropa vieja.

Allí estuvo varios años,
no sé cuantos, y no es treta,
regresando hasta su villa
con fortuna y unas perras.

Con el fruto del trabajo
compró casa y una huerta,
dedicando el tiempo libre
a pescar y hacer poemas.

Era fácil verle siempre
por el puente y la ribera,
con la caña y un caldero
y su lápiz y libreta.

Apodado por las gentes
con el mote de "Roetejas",
yo le vi mirando al cielo
y buscando a las estrellas.

Era un hombre afortunado,
un bohemio y un asceta,
que escribía sin descanso
sobre aquello que quisiera.

Y una tarde, por mi casa,
se pasó con esas letras,
peculiares, en recibos
y en entradas de cinemas.

Y así fue, como a mis manos,
me llegaron sus comedias,
que escribí con mucha prisa
pues corrían gran urgencia.

Folio a folio fui pasando,
y pulsando bien las teclas,
el encargo apetecido
del "Lamento de la almeja"

Porque ignoro el argumento
relatado en la novela,
más me quedo con los sueños
y el extracto de su esencia.

Yo sé bien que se rieron
muchas gentes de "Roetejas",
aunque fuera por envidia
de su labia y su paciencia.

Porque a niños y mayores
les contaba mil leyendas,
sus poemas y sus versos
de la playa y las mareas.

"...En un rincón olvidado
de un garaje y su trastera,
he encontrado unos papeles
con la herencia de "Roetejas".

Y allí están sus poesías
con perfumes de aceiteras,
y el gasoil que tanto amaba
conservando sus poemas.

Hoy te rindo un homenaje
con mi pluma que no tiembla,
por lo mucho que me diste
sin saberlo tú siquiera.

Fuiste tío de mi padre,
un poeta con chaqueta,
con chaleco y con tus gafas
respondiendo por "Roetejas"

Te recuerdo con agrado
dulce pluma tan señera,
paladín y principiante
de una prosa tan amena..."

Rafael Sánchez Ortega ©
10/12/13

24 comentarios:

  1. Genial!!! Marinero y poeta!!

    Una esperanza más, para cumplir mis sueños
    Mi blog te espera, muchos besos.

    Feliz noche

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario Evy Lo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Me ha encantado la historia de "Roetejas", Rafael.
    Al menos él regresó y con algo de dinero.
    A mediados y finales del siglo XIX España debía ser una pura miseria, bueno toda Europa. Ahora parece que quieren volver esos tiempos.
    Bravo por Manuel María y por ti al rendirle este homenaje tan tan bonito!
    Bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, galleguiña, es una historia muy peculiar que tenía pendiente y por fin he sacado a la luz.
      Un abrazo y feliz jueves. "Bicos"

      Eliminar
  3. Testimonio de un hombre que supo bien vivir. amar y construir la historia.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Lorena y efe, al menos en lo primero fue feliz a su manera bohemia, en aquellos años.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Gracias !! por darlo a conocer luego me paso por google con calma para saber mas aunque tú has dicho bastante en tu breve exposición y tu bello homenaje hecho poesía te quedó preciosa uuffff historias de tantos poetas anónimos y la historia se lo pierde , pero algún día saldrá seguro que si si se encuentran escritores como tú precioso versos !!, un abrazo fuerte desde Tnerife

    ResponderEliminar
  5. bonito homenaje has hecho Rafael
    abrazos y buena jornada

    ResponderEliminar
  6. No encontrarás nada en el Google Bea, ya que toda su obra está sin publicar y los manuscritos que dejó están en mi poder pendientes de revisión por manos cualificadas, pero te diré que era un amante de la poesía y la pesca.
    Gracias por tu comentario.
    Un abrazo desde Cantabria querida amiga.

    ResponderEliminar
  7. Emocionante! Palabras que conmueven el alma, y hace nacer la peligrosa envidia por no haber conocido a tan interesante persona, que sin duda enriqueció y por tus medios enriquecera, pues has despertado con tu poema los sueños de un hombre nunca olvidado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, fue una persona interesante y cásica de ese San Vicente castizo que algunos conservamos en el recuerdo. En el Faro Barquereño se hizo un reportaje, (homenaje), a algunas de aquellas personas singulares y en esa revista se puede emocionar uno leyendo lo que nos contaban los propios personajes.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Me encanta esta poesía, este recuerdo a un personaje real...

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Misterio, lo merecía por esa esencia suya, que quizás impregnó mi infancia y me llevó a la poesía.
      Un beso.

      Eliminar
  9. Cuanta poesías hay que no son conocidas, y sin embargo son preciosas, como es el caso de Roetejas, muy emocionante. Cuantos poetas han quedado en el anonimato verdad Rafael?, Yo tambien me pasaré por google para saber más de el.
    Un abrazo Rafael.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí Carmen y puedo decirte que la mejor poesía que he leído nunca ha sido la de tantos y tantos poetas anónimos y no famosos, ¿por qué será?
      Un abrazo en la noche.

      Eliminar
  10. Un bello y merecido homenaje a este poeta anónimo.
    Todo hombre de versos se merece al menos un reconocimiento.

    Un abrazo Rafael.

    ResponderEliminar
  11. Hermoso tu blog,
    cuantos recuerdos
    de escritores..
    Te dejo un saludo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita y comentario Mary Costa.
      Un saludo.

      Eliminar
  12. Un tesoro encontrar esos manuscritos Rafael. Los genes gritan en tus poemas. Bello homenaje. Felicidades.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ciertamente lo son Ceciely, aunque sea una parte sentimental y familiar allí está encerrada.
      Un abrazo.

      Eliminar
  13. Rafael, que homenaje tan maravilloso para este personaje tan talentoso y entranable. Hermosa manera de recordarlo y sobre todo de rescatar su memoria para nuestro regocijo y placer.
    Un abrazote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias sinceras Natalia.
      Otro abrazote también para ti.

      Eliminar