miércoles, 19 de abril de 2017

HOY DE NUEVO, RECORDÉ...


Hoy, de nuevo, recordé
un lugar de la Barquera,
una capilla chiquita
y una imagen con estrellas.

Es difícil de olvidar,
(imposible aunque quisiera),
este rincón tan precioso
que invita a pasar su puerta.

Porque tras ella reside
una Virgen marinera,
pequeñita y muy galana
con un "Mozucu" que lleva.

Cuentan leyendas e historias
que llegó una primavera,
en una barca sin remos,
sin tripulantes ni velas.

Dicen que vino a quedarse
y varó sobre la arena,
debajo de las encinas
que flanqueaban las piedras.

El pueblo llegó corriendo
a contemplar esa escena,
y rezar allí, la salve,
a pesar de la marea.

Poco después trabajaron
y construyeron la iglesia,
esa capilla que digo
con su estampita coqueta.

Es una historia profunda
con mil detalles en ella,
porque el marino y la Salve
hacen temblar a cualquiera.

"...Hoy de nuevo recordé
la hermosura y la inocencia,
dos latidos y una Salve
y aquel beso en La Barquera..."

Rafael Sánchez Ortega ©
15/04/17

10 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Sí, María del Rosario, es la capillita de la Virgen que da nombre a mi pueblo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. En nuestros recuerdos destacan los de amor y los de fe, como reflejan tus emotivos versos amigo. Buen día. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras Paty.
      Un abrazo en la tarde.

      Eliminar
  3. hoy no sólo nos has dejado tus versos, en ellos nos llega la historia de la Virgen Marinera. Gracias.

    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco a grandes rasgos, María Rosa.
      Un abrazo y gracias por tus palabras.

      Eliminar
  4. Esas historias permanecen en el alma...Son la base de la fé y la esperanza, nos llevan directamente a la humildad y al amor.
    Mi felicitación y mi cariño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario María Jesús.
      Un abrazo.

      Eliminar