miércoles, 24 de abril de 2024

5.818 - NECESITO...



 Necesito llorar, 

cuántas mas lágrimas pueda,

para lavar los rincones

de mi alma envejecida.


Debo exprimir la tristeza

y dejar los ojos secos, 

para que puedan mirar

mis pupilas tras la niebla.


Y es que la vida es resaca

de galerna y temporales,

ocurridos hace tiempo,

que regresan cada día

y me piden recompensa.


Necesito abrir las ventanas

para que entre la luz

y de calor a mi vida,

saneando humedades

y hasta el polvo acumulado.


Y es que necesito tus brazos,

y tus besos,

rescatarlos del recuerdo

para que sean mi vida

y ese sueño que persigo

se convierta en realidad

y sacie, al fin, mis suspiros...


Necesito y te necesito

y tú lo sabes.


Rafael Sánchez Ortega ©

22/04/24

martes, 23 de abril de 2024

5.817 - ARRECIA, EN LA MAÑANA...



Arrecia, en la mañana,

el viento de nordeste,

las ramas parpadean,

las flores se estremecen.


Por eso, en los jardines,

las rosas y claveles,

se mueven en la danza

y el baile de las nueve.


Comienza un nuevo día

y el sol reparte suerte,

inicia su paseo

por playas y por nieves.


Arenas y montañas

también calor requieren,

en medio del silencio

que dejan los cipreses.


Y en esto que tú piensas

lo sientes hoy con fiebre,

neblina de las venas

con sangre indiferente.


Poeta de la vida,

no temas a la muerte,

tras ella está la vida

y el beso que mereces.


Rafael Sánchez Ortega ©

21/04/24

lunes, 22 de abril de 2024

5.816 - LEVANTA LA MIRADA...



Levanta la mirada

y observa el nuevo día,

el cielo azul celeste

te abraza y acaricia.


Comienza la jornada,

y dan paso las prisas,

los nervios y codazos

de aquel que la encamina.


No importa, caminante,

tú sigue con la brisa,

el viento que, invisible,

te guíe por la vida.


Avanza, bajo el cielo,

y escucha las noticias,

que dictan, sin palabras,

sus nubes blanquecinas.


Son cantos y poemas,

sin letras y sin rimas,

cual néctar delicioso

en lindas margaritas.


Levanta la mirada

y escancia poesía,

la vida es un instante

que pronto se termina.


Perdamos ese miedo

a verla y a vivirla,

soñemos como niños

con cosas muy sencillas.


Rafael Sánchez Ortega ©

20/04/24

domingo, 21 de abril de 2024

5.815 - QUIERO LA FLOR...



Quiero la flor

que asoma en la mañana

entre tus labios.


Dan "buenos días"

sus pétalos alegres

y cariñosos.


Tienen encanto

los labios infantiles

que tú me ofreces.


Quiero ese beso,

y flor que me presentas,

con gran pasión.


Podré tener

tu mano entre mi mano

en el paseo.


Y sentiré

la sangre y los latidos

que ella transmite.


Quiero la paz

y el brillo de tus ojos

en mis pupilas.


Para dormir

un sueño muy profundo

entre tus brazos.


Quiero acabar,

soñando y a tu lado,

este poema.


Rafael Sánchez Ortega ©

19/04/24

sábado, 20 de abril de 2024

5.814 - UNA GOTA DE AGUA...



Una gota de agua

resbaló de tus ojos,

y bajó por tu cara

en la tarde de otoño.


Yo la vi en un instante

y acudí, presuroso,

con mi labio a la gota

que mandaba tu rostro.


Y sentí, con ternura

ese néctar ansioso

que buscaba la tierra

y perderse en el polvo.


Y mis labios temblaron

y temblé con tu gozo,

mariposa preciosa,

en el beso sin fondo.


Rafael Sánchez Ortega ©

18/04/24

viernes, 19 de abril de 2024

5.813 - NO SÉ POR QUÉ RAZÓN...



No sé por qué razón

miraba el horizonte,

la playa, solitaria,

las barcas con sus foques,

y luego, en lejanía,

sonido de tambores,

dejando con sus ecos

el paso de los hombres.


No sé, por qué razón,

recuerdo algunos motes,

de amigos de la escuela

y jóvenes sin nombres,

unidos en destinos

de vidas en desorden,

pidiendo las migajas

que daban a los pobres.


No sé por qué razón

hay pájaros y bosques,

y lirios en los ríos

con ranas que se esconden,

y niños que caminan

por sendas y por bordes

de riscos y cantiles

que angustian corazones.


No sé por qué razón

tus besos y pasiones,

se acercan a mis labios

buscando que los tome,

los bese y nos besemos

uniendo corazones,

sintiendo mil latidos

de niños ya mayores.


No sé por qué razón

miramos los relojes,

si hay uno que llevamos

en nuestros corazones.


Rafael Sánchez Ortega ©

17/04/24

jueves, 18 de abril de 2024

5.812 - COMPARTIMOS LOS BESOS...



Compartimos los besos

y también unas lágrimas,

de manera sincera

y entregando las almas.


Fuimos niños precoces

que vivían su infancia,

entre libros y rimas

en un mundo de magia.


Despertamos, soñando,

con el bosque y las hadas,

que leímos en cuentos.

y novelas baratas.


Y gozamos de tardes

y también de mañanas,

en mil días felices

de preciosas jornadas.


Pero el tiempo, inflexible,

nos rompió tanta calma,

separando los sueños

de la vida diaria.


Y se fue la sonrisa

de los labios de plata,

y quedaron los ojos

sosteniendo legañas.


Compartimos momentos,

me recuerdan tus cartas,

y también los poemas

que yo guardo en el alma.


Rafael Sánchez Ortega ©

16/04/24

miércoles, 17 de abril de 2024

5.811 - CARECEN DE SENTIDO...



Carecen de sentido

las guerras y batallas,

libradas por los hombres

en nombre de una causa.


No existen las razones

del pueblo que desangra,

la paz de las familias

por una eterna fama.


Se vive, deseando,

tener todas las gracias,

los bienes y riquezas

que envidian las pestañas.


Por eso no escuchamos

las voces de las almas,

los llantos y suspiros

de niños en su infancia.


Tampoco comprendemos

de envidias y patrañas,

sembradas por las gentes

con mentes alocadas.


Nacemos deseando

y ansiamos la esperanza,

de amarnos mutuamente

sin guerras tan odiadas.


Pero esto no es posible

y el odio, con sus garras,

desgarra corazones

y cambia amor por nada.


¡Maldigo a tanta guerra

que rompe paz y calma,

y busco la utopía

del alma atormentada!


(Los sueños son bonitos

y surgen de la nada,

las guerras tienen odios

y sangre en sus entrañas)


Rafael Sánchez Ortega ©

15/04/24

martes, 16 de abril de 2024

5.810 - LA GRACIA DE LOS NIÑOS...



La gracia de los niños

brillaba por sus caras,

las manos infantiles

jugaban en el playa.


Hacían, con la arena,

castillos y montañas,

murallas y canales

con fosos y con agua.


¡Bendita la inocencia

nacida de estas almas,

llevando hasta sus juegos

los sueños y la magia!


Los sueños infantiles

surgiendo de la nada,

en cuentos y relatos

que había por sus casas.


Se juntan los amigos

con cubos y con palas,

hay risas y empujones

y labios con su gracia.


Los ojos de los padres

admiran, sin palabras,

el cuadro, y ese instante,

de playas y de algas.


Conjunto sugerente

de ideas y de calma,

sin nieblas y sin brumas

que dejen telarañas.


La gracia de esos años

son versos que se guardan.

recuerdos que se archivan

y duermen en las almas.


Por eso los suspiros

regresan a esa estancia,

la infancia y unos años

con niños en las playas.


Rafael Sánchez Ortega ©

14/04/24

lunes, 15 de abril de 2024

5.809 - RECUERDO, CON NOSTALGIA...



Recuerdo, con nostalgia,

los besos, en silencio,

que un día compartieron

dos labios con deseos.


Ansiaban las caricias,

las rimas y los versos,

de aquella primavera

naciendo de sus cuerpos.


La infancia se marchaba

y en ella iban mil sueños

de ratos infantiles

vividos en los cuentos.


Un tiempo comenzaba

con aires más bien nuevos,

miradas juveniles

con pasos por el tiempo.


Crecían ilusiones,

gorriones en los lechos

y todos con suspiros

llegando con sus vuelos.


Susurros de los labios

dejando los "te quiero",

prendidos de las almas

que ansiaban ese estreno.


Recuerdos y nostalgias

que vuelven en invierno,

después de primaveras

y otoños muy diversos.


Me quedo en los veranos

vividos, tan intensos,

uniendo nuestros labios

y que ahora son recuerdos.


Rafael Sánchez Ortega ©

13/04/24

domingo, 14 de abril de 2024

5.808 - SE ESCUCHAN LAS AGUAS...



Se escuchan las aguas

cantar en la fuente,

sus gotas tan frías

proceden de nieve.


En blancas montañas

nacieron y duermen,

los copos tan finos

de mantos celestes.


El agua discurre

y salta corrientes,

también remolinos

por cauces y puentes.


Al ver a las aguas

también te estremeces,

y cierras los ojos

y abrirlos no quieres.


Te embarga la dicha,

y te arde la frente,

la paz se apodera,

te abraza muy fuerte.


Recuerdas un tiempo,

lejano y ausente,

quizás una infancia,

con viento nordeste.


Buscabas el puerto,

la barca silente,

con una figura

de aspecto muy fuerte.


El padre marino.

de barba incipiente,

con mano segura

sacando las redes.


Y tú contemplando

la vida naciente,

tu padre traía,

sonrisas y peces.


Rafael Sánchez Ortega ©

12/04/24

sábado, 13 de abril de 2024

5.807 - ME HUBIERA CONTENTADO...



Me hubiera contentado con la brisa

llegando dulcemente de tus labios,

en alas de una bella mariposa

con vuelo, sinuoso, por los campos.


Un beso solitario y en silencio,

preludio de caricias y un abrazo,

con música sin nombre y sin palabras,

dejando las sonrisas a tu paso.


Me hubiera contentado, te decía,

con algo que saliera de tus manos,

un gesto, un movimiento, cualquier cosa

que hiciera al corazón latir más rápido.


Por eso me entristezco, sin motivo,

y sueño sin saber que estoy soñando,

y tú con tu figura ensoñadora

te vas con mis latidos y a mi lado.


Rafael Sánchez Ortega ©

11/04/24


viernes, 12 de abril de 2024

5.806 - SENTADO EN UN BANCO...



Sentado en un banco

hoy miro las aves,

que pasan y cantan

con lindos plumajes.


Me viene al recuerdo

los días y tardes,

pasadas contigo,

mirando los mares.


Buscábamos olas,

tranquilas, fugaces,

de espumas muy blancas

calmando la sangre.


En esos momentos

rezaban la salve,

algunos marinos

llevando sus naves.


Pequeñas traineras

de largo abordaje,

sin velas, con remos

de brazos audaces.


Y tú sonreías,

buscando en la tarde,

mis ojos ansiosos,

también de mirarte.


Teníamos tiempo

y edad importante,

por ser unos niños

jugando a ser grandes.


Y así nos amamos,

uniendo sedales,

de un tiempo e infancia

vivida en su instante.


Rafael Sánchez Ortega ©

11/04/24

jueves, 11 de abril de 2024

5.805 - ¡QUÉ BELLOS LOS RECUERDOS...!



¡Qué bellos los recuerdos

que llegan cada instante,

un día de noviembre

en un banco del parque!


Asoman pentagramas

y notas admirables,

con gotas de rocío

que son como cristales.


Es llanto de los cielos,

suspiros de los ángeles,

que surgen de la niebla

del tiempo y las edades.


Contemplas las ardillas

que suben a los árboles

y exprimen de las ramas

el cáliz de su sangre.


Benditas primaveras

y otoños con saudades,

que vuelven a la vida

en tardes agradables.


Recuerdo tu figura,

surgiendo de los mares,

en ojos de un poeta

y joven principiante.


Estaba enamorado,

vivía aquel instante,

te amaba locamente

y tú no lo notaste.


¡Es bello aquel recuerdo,

no importa el desenlace,

amar siempre es bonito

juntando el alma y sangre!.


Te quiero todavía

y sé que tú lo sabes,

estás en mis recuerdos

y espero que me alcances.


Estoy en este banco,

en un rincón del parque,

aquel donde soñamos,

amarnos cada tarde.


Rafael Sánchez Ortega ©

10/04/24


miércoles, 10 de abril de 2024

5.804 - NO TENGAS MIEDO...



No tengas miedo,

la vida te sonríe.

¡Es primavera!


En el otoño,

paciente de tu vida,

existe amor.


Está muy cerca,

te llama y te rodea,

brilla en tus ojos.


Y es que el otoño

contiene los colores

de las pasiones.


En él asoman

las flores marchitadas

de primaveras.


También aromas

de pieles y salitres

en bellas playas.


Y los suspiros

de labios temblorosos

que te llamaban.


Y hasta aquel beso

unido, sin palabras,

con otros tuyos.


No tengas miedo

del tiempo y el pasado.

¡Vive el presente!.


Rafael Sánchez Ortega ©

08/04/24

martes, 9 de abril de 2024

5.803 - ¡QUÉ BONITO ES EL OTOÑO...!



¡Qué bonito es el otoño

si no quieres que el invierno,

se apodere de tu mente

con tus nervios y sus miedos!


Y por eso hay que vivirlo,

disfrutarlo con esmero,,

y dejar preocupaciones

por presentes y con sueños.


El otoño es añoranza

de colores y recuerdos,

que precisan renovarse

y vivir cada momento.


Tú decides si el otoño,

sigue vivo o está muerto,

si es pasado o es presente

de tu vida y en tu pecho.


Nuestra vida es un suspiro,

con la risa y el lamento,

primaveras para el alma

con gorriones y flamencos.


Nacen nieves en las sienes,

se marchitan los deseos,

las pasiones se renuevan

y hay otoños duraderos.


Y por eso, te repito,

que te olvides del invierno,

y que vivas, compartiendo,

los otoños y sus versos.


Son el fruto de tu alma,

y el suspiro de tus sueños,

que no mueren, sino viven,

cada día, con tus besos.


Rafael Sánchez Ortega ©

07/04/24

lunes, 8 de abril de 2024

5.802 - SE ANIMAN LAS FLORES...



Se animan las flores,

la brisa es más tierna,

nos dejan caricias

también las mareas.


Se arrullan las playas

y brilla la arena,

con dulces rumores

de olas en ella.


Así son los días

y noches de estrellas,

que anuncian y dicen

que ya es primavera.


Se marcha el invierno

que cierra la puerta,

desnudan las cubres

sus cimas tan bellas.


Y vuelve el silencio

con largas melenas,

sus ojos sagaces

no tienen estelas.


Nos habla y susurra,

transmite sus quejas,

y deja a las almas

pensando en ser buenas.


Amando y soñando

con días de fiesta,

con besos ardientes,

pasiones eternas.


Y tú, que esto escribes,

paciente poeta,

suspiras mil versos

con gran impaciencia.


¡Amor, no te vayas,

yo quiero que vengas,

que estés a mi lado,

aquí, en un poema!


Rafael Sánchez Ortega ©

05/24/24


domingo, 7 de abril de 2024

5.801 - ¡ANDA, SONRÍE...!



¡Anda, sonríe,

admira la belleza

que te rodea!


Es primavera.

Ya brotan margaritas

en las praderas.


Y hasta en los ojos

se alegran las pupilas

de las personas.


¡Anda, camina,

y deja que tus pasos

vaguen sin rumbo!


Por los senderos

de dulce colorido

que hay ante ti.


Y mira al cielo,

su manto azul celeste

es muy hermoso.


¡Anda, no temas,!

mi mano va en tu mano

en el paseo.


Y buscaremos

un banco y una esquina

para besarnos.


Nos amaremos

en esta primavera

que está empezando.


Rafael Sánchez Ortega ©

06/04/24

sábado, 6 de abril de 2024

5.800 - SE BUSCA...



Se busca el pasado

y ves el presente,

espejo del alma

con rasgos de nieve.


Te ves en su luna

cual sombra perenne

de tiempo y recuerdos,

marchitos, que vuelven.


Resacas y risas

se muestran infieles

y dejan sus voces

susurros que mueren.


El tiempo se pasa

en días muy breves

y otoños e inviernos

nos surcan las frentes.


Hay ciertos suspiros

que atraen los claveles,

con rosas marchitas

y viejos cipreses.


La vida se apaga

ya llegan los trenes

y tú vas de viaje

sin bono y billete.


Se busca el pasado,

tus labios se muerden

y entonan un rezo

de amor aunque tiemblen.


Rafael Sánchez Ortega ©

03/04/24

viernes, 5 de abril de 2024

5.799 - ERA UN ÁNGEL...



Era un ángel muy cansado

que vagaba por el cielo,

con sus alas lastimadas

y sangrando por su pecho.


Era el ángel de los niños

que en la guerra y en sus pueblos,

soportaban la dureza

de los odios y del miedo.


Era un ángel que lloraba

por los hombres y los sueños,

de los niños y mayores

que vivían un infierno.


Era un ángel sin palabras

y su voz era el silencio,

con caricias de unos ojos

y un abrazo muy sincero.


Era un ángel, simplemente,

el guardián de los pequeños,

que volaba, derrotado, 

y lloraba sin remedio.


Rafael Sánchez Ortega ©

02/04/24



jueves, 4 de abril de 2024

5.798 - CONTEMPLO...



Contemplo el silencio del cielo

y veo el parpadeo de las estrellas

que tratan de hablarme de ti,

de contarme las cosas

y asuntos que tú les confiaste

en tus paseos.


Pero duele el silencio

y la ausencia de tu rostro,

de esa cara inolvidable y sonriente

que recuerdo y que perdura

en mi memoria,

con los labios que me hablaban,

muchas veces sin palabras,

y dejaban en mi alma

una brisa de aire nuevo

y refrescante.


Trato de penetrar en el silencio,

de romper esas sombras,

de acercarme a tu cuerpo

que se marcha y aleja, en el recuerdo,

porque quiero amarte

y porque te necesito

y porque sé que tú, también, 

extiendes tu mano 

intentando acercarte

y romper este silencio.


Y entonces beso el silencio, y lloro,

y mis lágrimas se agolpan en los ojos

hasta que las pupilas, desbordadas,

me hacen susurrar tu nombre,

mientras mis sentidos se confunden

y la noche me envuelve

y el alma del niño, que un día fui,

grita, en su agonía,

y deja atrás la infancia,

para comenzar a vivir en un mundo nuevo

donde no se puede soñar,

porque es tabú y está prohibido, 

y donde hay que vivir y sentir 

cada latido de tu propio corazón.


Rafael Sánchez Ortega ©

31/03/24 

miércoles, 3 de abril de 2024

5.797 - INTENTO TOCAR LAS NUBES...



Intento tocar las nubes

pero está lejos el cielo,

y se sorprenden las aves

cuando perciben mis dedos.


Estos se elevan y buscan

a los gorriones en celo,

y a golondrinas cansadas

que nos transmiten sus versos.


Hay en el cielo mil rimas

que dejan brisas y vientos,

como fugaz letanías

que suplen cantos y rezos.


Es primavera, no hay duda,

surge la magia y el cuento,

y hasta las caras se animan

por estos ratos tan nuevos.


Vuelve la vida y resurge,

gritan las almas sin miedo,

y hasta las flores se abren

con sus colores diversos.


Por eso sigo y prosigo,

con mi manía, e intento,

llevar al cielo caricias

mientras le robo sus besos.


Rafael Sánchez Ortega ©

01/04/24 

martes, 2 de abril de 2024

5.796 - QUE NO...



Que no te agobie la noche

ni sus negruras el alma,

y que tus labios susurren,

como canción, una nana...


Que no se pare la vida

aunque tú pares tu marcha,

mientras la brisa te envuelve

y te acaricia y abraza...


Que no te envuelva el silencio

y se callen sus palabras,

para que sigan contando

sus relatos y batallas...


Que no proteste tu cuerpo

ni te quejes por la carga,

que acarreas día a día

y que llevas en tu espalda...


Que no reniegues del cielo

y que en él veas las hadas,

que te exciten los sentidos

y te fundan con su magia...


Que no te olvides del niño

y que vivas en su infancia,

ya que el hombre que ahora llora

lleva un niño entre tus alas...


Que no te pierdas los sueños,

pues sin ellos no eres nada,

y las risas y los versos

son caricias que te faltan...


Rafael Sánchez Ortega ©

30/03/24